La Fundación se suma hoy al Día Internacional para la Eliminación de la Violencia Sexual en los Conflictos

La Fundación se suma hoy, 19 de junio, a Día Internacional para la Eliminación de la Violencia Sexual en los Conflictos con el objetivo de concienciar sobre la necesidad de erradicar estos delitos tan frecuentes en el mundo mediante la justicia y la prevención

La fecha fue elegida por la ONU para conmemorar la adopción de la resolución 1820 del Consejo de Seguridad, el 19 de junio de 2008, en la que el Consejo condenó la violencia sexual como táctica de guerra y un impedimento para la consolidación de la paz.

La violencia sexual se utiliza cada vez como una táctica del terrorismo de Irak, Siria y Yemen en Oriente Medio a Somalia, Nigeria y Mali, en África.

La desigualdad y la discriminación contra las mujeres es el origen de la violencia sexual en los conflictos algo que, según la ONU, debería prevenirse.

Adama Dieng, representante de la ONU en violencia sexual en los conflictos, afirma que la violencia sexual es también "una herramienta de deshumanización y vergüenza" y "un arma de castigo y persecución".

Se refirió a las "nuevas dimensiones de este delito", incluyendo el uso de mujeres y niñas esclavizadas sexualmente como escudos humanos y terroristas suicidas.

Dieng asegura que el estigma que sufren las víctimas de la violencia sexual en los conflictos después de la liberación es muy elevado. "La violencia sexual es un delito que puede excluir socialmente a las víctimas", señala Dieng. "

Con motivo de la celebración este día, la FCOMCI se suma a los esfuerzos internacionales para erradicar estos delitos, trabajar en la prevención y ayudar en la labor de los profesionales médicos que palian las dolencias que causan estas prácticas.

La Fundación apoya el trabajo conjunto de recursos y capacidades que la Profesión Médica pone a disposición de los países en desarrollo, con el fin de mejorar la atención médica y el acceso a la salud de la población, así como al apoyo del desarrollo y fortalecimiento de la profesión médica en cualquier punto del mundo como causa compartida, apoyando los esfuerzos de la Comunidad Internacional por favorecer que las poblaciones tengan acceso a una asistencia médica de calidad, trabajando de forma conjunta con otros profesionales médicos por una mayor capacitación y desarrollo de su profesión, haciendo especial hincapié en el profesionalismo, la cooperación conjunta, el intercambio de conocimiento y capacidades, así como la defensa del Derecho a la Salud  y el cumplimiento del Código Deontológico Médico

 

Palabras Clave: